16 de julio de 2007

NECESIDADES AUTÉNTICAS DE MIS HIJOS II

Con frecuencia las necesidades auténticas que tienen nuestros hijos, no coinciden con nuestras expectativas respecto a ellos. Nosotros estamos obsesionados con la lecto- escritura y ellos sólo desean subir a los árboles. O queremos que aprendan a hablar y ellos sólo quieren estar en brazos y mamar a todas horas...Por eso he pensado hacer una lista con lo que pienso son las "necesidades auténticas" de cada uno de mis hijos, para ser consciente de si realmente les estoy proporcionando el ambiente más adecuado para que puedan satisfacerlas.


SALVADOR (6AÑOS)





  • Desde muy pequeño, tiene gran necesidad de movimiento, por lo que constantemente se supera a si mismo en diferentes habilidades: bicicleta, patines, natación, trepar, tirar con arco, tirar con los dardos a una diana, manejar cometas etc...Todas estas acciones han sido todas absolutamente voluntarias, partiendo de su iniciativa. Una vez que domina algo, deja de interesarle automáticamente para dedicarse en cuerpo y alma a otra actividad. Ahora su mayor interés es subir a los árboles y el tiro al arco. También lleva tiempo demandandonos montar a caballo.
  • Por otro lado necesita muchos espacios a lo largo del día para, aparentemente, no hacer nada. Tiempos muertos para "imaginar", "inventar", "reorganizar".........

  • También tiene una imperiosa necesidad desde su más tierna infancia de hablar, a lo que dedica todo el tiempo que puede o que le dejamos...ya que a veces escuchar resulta agotador.

  • Le encanta que le leamos y acepta casi cualquier cosa. Llevamos tiempo leyendo "El clan del oso cavernario", que le apasiona, a pesar de su lenguaje técnico. No recuerdo practicamente ninguna lectura que le aburra. Si le gusta que le leamos, mucho más que le contemos historias de todo tipo, sobre todo historias de nuestra infancia, recuerdos, invenciones etc...Pero esto supone un esfuerzo mucho mayor que el de leer. A leerles no me niego casi nunca, a contarles cuentos o historias, lamentablemente si.

  • Preguntar. ¿Se superará alguna vez la etapa del por qué?
  • Ayudar en casi todas las actividades del hogar, sobre todo si son novedosas y entrañan cierta dificultad.
  • Jugar, jugar y jugar.
  • Observar plantas y animales, recolectar y reconocer plantas y frutos comestibles.


GABRIEL (4 años)






  • El juego simbólico, con sus animales, peluches, muñecos, coches etc..


  • Correr, saltar, trotar, salir de paseo. (movimiento)


  • Jugar con agua, con tierra, barro, arcilla. (juego con materiales no estructurados)

  • Ojear los dibujos, ilustraciones y fotografías de cuentos o libros.


  • Escuchar cuentos e historias. Tiene un nivel de comprensión extraordinario y al igual que su hermano acepta también "casi" cualquier cosa.


  • Observar el crecimiento de las hortalizas del huerto. (Es de buen comer el muchacho)

  • Que observemos todo lo que hace: "mamá mira como subo" "mamá mira como me tiro a la piscina" "mamá mira que alto llego" etc.............
  • Gritar cuando juega o por cualquier otra razón. A veces también lo hace para demostrar su enfado, pero generalmente es sólo que grita y grita...Uf!!!!!

MICAEL (2 AÑOS)




  • Los libros: Hacer torres, rampas, montones en los lugares más insospechados....

  • Estar en brazos.


  • Mamar.

  • Jugar con agua, tierra.

  • Recoger piedrecitas, palitos, hojas, conchas, piñas, así como observar bichitos....

  • Jugar con las cacerolas, espumaderas, sartenes, pinzas (pero todo ello de verdad)

  • Arrastrar todo tipo de objetos, carretillas, cubos llenos de agua o tierra, sillas por la casa....

  • Ayudar a hacer todo lo que llevamos a cabo los adultos.

2 comentarios:

malvina dijo...

El nuestro en estos momentos es una mezcla de Salvador y Micael,y como gritaaaa!!! por Dios,aunque pienso que si eso lo salva de un infarto pues bienvenido sea,ayer mismo,en la estacion del tren me diò un grito casi animal porque el estaba escupiendo (veìa como le salìa la saliva tipo hilo,hermoso!!!) y yo le dije que dejara de hacerlo,en realidad no era de mis mejores dias en cuanto a paciencia,asì que gritamos los dos y tan livianitos nos quedamos.
Para nosotros es una etapa muy dificil la que estamos viviendo,la prioridad es poder habilitar los sitios necesarios,necesita mucho movimiento,es tal la energìa que si no descarga a lo largo del dia se le acumula un stress horroroso,se vuelve violento (mucho repetido de la guarderìa,en cuanto a estrategias) nos pide tener animales,pollos,gallinas y sobre todo un caballo para correr!!! te suena Paloma?
con toda seguridad nos vamos a poder ver para el proximo encuentro,me encantarìa ver a C,jugar con otros niños que se eduquen en casa,es una curiosidad que tengo,estoy segura que la manera de juagr es otra.
Besos a la tribu.

paloma dijo...

!Que bueno todo lo que cuentas de tu niño! Me hace mucha gracia, estoy deseando conoceros a los tres. Lo de los gritos es tremendo ¿verdad? estoy segura de que es una necesidad auténtica, pues de otro modo no lo harían con tanta frecuencia, pero es algo que nos cuenta "sobrellevar", además teniendo delante la imagen idílica del niño que "se le ve, pero no se le oye", ja,ja,ja...Yo soy muy afortunada pues al vivir en una casa,sin vecinos arriba o abajo, puedo dejarles bastante libertad, pero aún así cuando pasas cerca de casa parece que te aproximas a un colegio. !Que te voy a contar! Un beso.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...