6 de noviembre de 2017

Etapas del homeschooling

Cuando asumes la educación de tus hijos a tiempo completo, te libras de la esclavitud de los horarios, de las reuniones de padres, de las citas con los profesores, de los boletines de notas, del agobio de los exámenes o de los deberes, perooooooo el homeschooling tiene sus propios "quebraderos de cabeza", que lógicamente van a ser diferentes dependiendo de la etapa en la que te encuentres. Y aunque es algo que implica a toda la familia, siempre hay una persona que suele ser la máxima responsable, la que pasa más horas con los niños, la que lleva el control, la que toma más decisiones y como consecuencia lógica la que sufre más ja,ja,ja...Os cuento un poco cuales han sido los míos, porque esto es muy personal. Habrá a quien le preocupe mucho la presión social, a otros que los niños no socialicen correctamente,  o que puedan no alcanzar el nivel académico que se supone tienen que adquirir, o tener que enfrentarse a los servicios sociales. Cada uno los suyos.
  • Los comienzos: Es la etapa  de educación infantil o hasta los seis años aproximadamente. Un periodo lleno de colores, actividades divertidas, cuentos, juguetes, paseos, excursiones. Muchos consideramos que en estas edades no se trata de educación propiamente dicha, sino más bien de crianza. Pero en nuestra sociedad los niños cada vez son escolarizados antes, por lo que ya empiezas a sentir la presión de los demás (opina la familia, los vecinos, los amigos y la cajera del supermercado ja,ja...), tampoco tienes experiencia, ni muchas veces suficientes argumentos ni convicción. Generalmente das el salto hacia el homeschooling con una mezcla de intuición, una continuación natural de la crianza con apego y  un tanto de locura. Por lo que los comentarios de los demás pueden resonar en tus oídos y te preocupas pensando: ¿Y si tienen razón? ¿Y si estoy arruinando la vida de mis hijos? El miedo por la legalidad todavía no te debería afectar, pues por la edad del niño no existe la obligatoriedad de escolarizar. La socialización ya te puede empezar a inquietar, sobre todo porque nunca te va a faltar quien se encargue de decirte que el niño tiene "mamitis", que nunca se va a querer separar de ti, que le estás sobre protegiendo, que los niños que van a la "guarde" están más espabilados, que se lo pasan genial, etc, etc, etc....Y si eres "pelín histérico" hasta te puede inquietar que los niños que van  a la escuela hayan empezado con la estimulación temprana, el inglés y la lectoescritura y el tuyo se pase el día jugando en el jardín y comiendo tierra cual "primitivo".
  • Luego viene la primaria, de los seis a los doce. Aquí los miedos arremeten con toda su fuerza. Ya estás "fuera de la ley". Todos y cada uno de los vecinos, primos o amigos de tus hijos, están perfectamente escolarizados. Te preocupa la socialización porque quizá tu hijo no quiere ir a actividades extraescolares por lo que pasa todo el día tan feliz contigo y empiezas a pensar que quizá los demás tenían razón y nunca se va a querer separar de ti. Te empieza  a preocupar lo académico, porque todos estamos mentalmente escolarizados y pensamos en lo que los niños aprenden en la escuela. Si nuestro hijo es un lector tardío, sólo quiere jugar, no le interesa aprender nada a través de los libros o las fichas, nuestros materiales didácticos le interesan un pimiento...pues ya tenemos un motivo para estar de los nervios y pensar que efectivamente estamos creando un "monstruito" que además de solitario va  a ser un eterno analfabeto.
  • Un buen día te das cuenta de que el "bebé" ya ha empezado la secundaria, que abarca de los doce a los dieciséis. El asunto legal sigue vigente, quizá ya has tenido algún encuentro con las autoridades educativas o no, pero hasta los 16 sigues "con la mosca detrás de la oreja" pues sabes que en cualquier momento te puede ocurrir. La socialización ya no te preocupa nada porque tu hijo, con su personalidad única y más o menos extrovertida o introvertida (eso depende de como sean los padres, de la carga genética, de las posibilidades reales que tiene de pasar tiempo con las demás personas)  tiene amigos y se relaciona perfectamente con personas de todas las edades. Lo académico te sigue quitando el sueño porque estamos entrando en unas edades en las que necesitas "currarte" mucho las matemáticas, la lengua...todo  es mucho más difícil. Tú estás más mayor y te puede producir auténtico dolor de cabeza tan sólo ver el libro de física e incluso materias que en su día dominaste o no te acuerdas o han cambiado demasiado. Cada vez hay más preguntas que no puedes contestar. Se te hace más cuesta arriba pasarte el día buscando información, libros, cursos...Y tal vez necesitas profes particulares, con su consecuente desembolso económico. Pero si puedes delegar, aunque sólo sea en lo más "insufrible" os lo aconsejo con toda mi alma.
  • Y llega la recta final y el chaval está terminando el  bachillerato,  y entonces te puede dar un soponcio. Lo legal ya no te puede quitar el sueño pues la edad de obligatoriedad terminó. La socialización te preocupa pero, porque si te descuidas no le ves el pelo, tiene una vida social increíble y no para en rama verde. Lo académico tampoco, porque aunque no sabes bien ni de que manera, ni gracias a qué el chico sabe de todo y ni le reconoces cuando habla. Hace poco mi hijo dio una charla a adultos y jóvenes sobre el origen del Universo y yo le oía y alucinaba porque pensaba: Pero ¿De dónde ha sacado todo esto? Y claro la gente que sabe que es homeschooler, me  miraban a mi pensando: ¡¡¡Pero que tía!!! ¡¡¡¡Debe ser una crack!!!! Y nada más lejos de la realidad. Es que es cierto que aprenden a pesar de nosotros y de nuestra inutilidad... O sea que el chico socializa, sabe más de lo que imaginaste nunca que sabría, ya no quiere pasarse el día jugando sino que estudia como si no hubiera mañana...o sea que "el experimento" (como me decían algunos cuando empecé) no ha salido mal. Pero el miedo a que llegase a los 18 sin título ya no es un miedo, se ha convertido en  una realidad. Bueno, en nuestro caso tendrá el título de High School pero no sabemos si nos lo homologarán en España. Nuestro hijo tiene claro que quiere ir a la universidad y yo he pasado estos meses una auténtica crisis, pues esta opción educativa es algo que en realidad ellos no han elegido. Igual que los niños que van al colegio tampoco lo han elegido. Son decisiones que tomamos por ellos cuando son pequeños, como tantas otras...pensando en lo que creemos que es mejor. Aunque no me homologasen el título y aunque tuviese que dar muchos rodeos para llegar a la universidad, yo no me arrepiento de la decisión que tomamos hace tantos años y además fue por respetar su deseo de NO ir al colegio, pero aún así  se que si se te puede quedar la espinita de "haberle complicado la vida" ¿Por qué? Porque él ve que sus amigos no tienen ningún problema, se examinan de selectividad, van a la universidad y en cambio él está pues un poco a ver que pasa...Al final conseguí serenarme y creo que lo vi todo con más tranquilidad. La conclusión a la que llegué fue a la siguiente: Vamos a terminar el curso con tranquilidad y lo mejor que podamos. Una vez que tengamos el título de USA intentaremos la homologación y como él se quiere presentar a prueba de acceso a la universidad, se presentará. Con el riesgo de que luego no le homologuen y no le sirva de nada el examen, pero aún así él dice que prefiere presentarse, para ver como son las pruebas, comprobar si tiene el nivel necesario, etc...Si hay homologación  pues todo perfecto, pero como no sabemos lo que va a pasar hay que buscar un plan B. El plan B sería dedicar el año que viene al inglés (que por otra parte le hace falta) y quizá ir unos meses a USA a casa de unos amigos homeschoolers. Incluso intentar examinarse allí del SAT aunque eso no creo que sea posible a tan corto  plazo por su nivel de inglés, pero quien sabe. Otra opción sería incorporarse al año que viene a algún grado medio o superior si encuentra algo que le interese y que le sirva para la carrera que quiere estudiar. Por lo que aunque no haya homologación, no es el fin del mundo, es joven, tiene toda la vida por delante y es lo que le estoy intentando transmitir (una vez que he logrado serenarme, porque yo estaba también en un plan super negativo). Tiene que entender que otros amigos no van a tener esas dificultades porque están desde pequeños integrados en el sistema escolar pero tampoco se han llevado la vidorra que él. Y aún así es que en España tenemos una mentalidad muy pueblerina porque en otros países es muy frecuente que cuando terminan bachillerato se toman un año sabático, para estudiar idiomas, viajar etc...Que de paso les sirve para madurar y discernir con más claridad su vocación.
Si tienes varios hijos, cada uno en una de las diferentes etapas, puede ser que tengas preocupaciones por cada uno de ellos. Pues aunque ya has constatado con tus hijos mayores que la socialización no es un problema, a lo mejor si te puede impacientar la socialización de un hijo que es más tímido, o lo académico de otro que es más pasota que lo fueron sus hermanos. Por  ejemplo a mi me preocupa ahora que mi pequeño estará solo cuando haga homeschooling de manera formal, ya que a mi siempre me ha gustado esta opción educativa en una casa llena de niños. Por lo que si vivo para contarlo ja,ja...tendré la experiencia de hacer homeschooling con un hijo único (casi, casiiiii) O sea que esto es un sin vivir lo mires como lo mires y vosotros ¿En qué etapa estáis? ¿Coinciden vuestros miedos con los míos? ¿Tenéis otros diferentes?


14 comentarios:

Ester dijo...

Que bien que escribes!!!! Yo estoy en la etapa recién entrada en primaria y los miedos son exactamente los que has descrito. Aunque a nivel de sacarse el título supongo que contemplaré la idea de un bachiller en Inglaterra y de ahí la universidad (si es que quiere ir) a distancia pero al extranjero porque aquí si siguen las cosas así no se si homologarán o no... Por eso desde ya intento darle caña al inglés (el mío es pésimo pésimo...) pero el de mi marido no tanto. Y empezaremos a cartearnos con niños de Escocia. En casa hablamos catalán y español. La sociabilización... Pues si, además están los parques vacios.. A estas edades ya empiezan con extraescolares a saco y deberes y no tienen tiempo ni para respirar... Nosotros con la iglesia pies hay niños peeeero ahora estamos ayudando una iglesia que están mia hijas solas y no mola nada la verdad.... Pero Dios sabe...
Un abrazo y gracias por invertir tanto en compartir un poquito de tu sabiduría ��

Anónimo dijo...

Gracias por tu relato es precioso!

Estherqp dijo...

Hola Paloma. Me ha encantado la entrada, y me alegra mucho que hayas encontrado paz y serenidad con respecto al tema del título. Ya sabes que mi hijo, con veinte años, ha empezado este año estudios superiores sin tener el título homologado. Pero lo más gracioso de todo es que sus amigos más cercanos, de su misma edad, o incluso algo mayores , por una cosa u otra ( con sus títulos de bachillerato y correspondientes selectividades) han empezado también este año. Así que, fíjate, nunca se sabe... a veces necesitan un par de años para aclararse o empiezan una carrera que luego no les llena y deciden cambiar... No siempre es acabar y empezar la carrera.
Como bien dices, hay otros caminos hacia la universidad, e incluso aparte de la universidad, sin cerrarse nunca las puertas de acceso a esta. Un beso.

Mare Verum dijo...

Ayyy Palomaa!! Me siento tan identificada!! Lucho cada día por no desesperar ante los mandatos sociales! Mi hija mayor quiere ser mamá y ama de casa... no quiere estudiar en la universidad!! Y temo que a mi suegra le de un infarto! Pero es tan hermoso lo vivido que se me pasa enseguida el miedo... Sobre todo cuando la veo tan segura de lo que quiere! Estamos analizando posibilidades de carreras o cursos con los que pueda trabajar desde el hogar... Y además es super sociable! Me sentí identificada en eso. No para un minuto. Cumpleaños, reuniones, salidad, retiros, eventos... en fin... veremos como sigue. Gracias por este artículo!

Mayte dijo...

¡Hola Paloma!
Pues algunos que tenemos escolarizados a los hijos también coincidimos con algunos de vuestros quebraderos de cabeza jejeje
Yo por ejemplo dedico una hora cada mañana a preparar las mates y la física y química de la mayor y dos horas por la tarde a ayudarle a estudiar. No te puedes imaginar lo mal que lo paso con esas asignaturas, me veo vídeos y miro aquí y allá y me cuesta mucho comprender los contenidos ¡un calvario!
Luego tengo también la preocupación de si tendrá su título o no. Y a mí me da más rabia, porque encima pienso la cantidad de años que lleva escolarizada y que a lo mejor agota las posibilidades y sale sin título y me dan los siete males.
Respecto a lo del grado medio es una buena opción para tu hijo. Se puede presentar a las pruebas libres (que por lo visto son bastante fáciles tienes un nivel de 2º de la ESO) y desde ahí ya puede escalar a donde quiera. Esa es una de las opciones que yo me planteo si la mía finalmente no se saca la ESO. ¡Ya ves que yo también tengo que pensar en un plan B jeje!
Un abrazo fuerte.

María dijo...

Pues estamos a las puertas. A punto de entrar en el año de escolarización no obligatoria (3 años). Así que nos encontramos con todo lo que has descrito en el primer punto, y los temores de todos los demás. Gracias por ponerle palabraa

Esther dijo...

Pues eso hija identificada hasta la médula!! Yo ahora empieza el sufrimiento otra vez de el miedo a las denuncias...porque Sharon empieza primaria y aun no sabe leer jejeje! y pensaba en su momento que ya sería casi legal, pero ahi estamos...no se si llegara el dia que lo podamos celebrar!!
Por otro lado tengo los mayores ya con el titulo de Clonlara y en principio para trabajar no les ha sido problemático. De todas maneras mis hijos tenian claro que no querían seguir estudiendo, y asi ha sido, por mas que yo he empujado...de hecho el mes que viene mi hija se casa y trabajan los dos.
Nunca he tenido una denuncia, gracias a Dios y a pesar de que se sufre sí o sí pues han llevado bien todos los cursos, en unas cosas mas adelantados y en otras no tanto pero bien.
A partir de segundo de eso yo me cojo refuerzos porque no llego a todo, pero como bien dices Paloma, si volviera a empezar de hecho repetiría!!
Ahora con los peques intento mejorar lo que me parece que no hice bien con los mayores, aunque ya sabemos que cada niño es un mundo y no sirve la experiencia de uno para el siguiente jjejej!
No se si habeis oido hablar del ioc, tambien es una alternativa pero claro alargas entre año y medio y dos años mas.
Pero es un sistema para hacerlo desde casa, y esta supercurrado.
https://ioc.xtec.cat/educacio/ dejo el enlace por si le interesa a alguien de Barcelona.
Animooo Paloma, que ya veras que podrá llegar lejos...
un besin!!


paloma dijo...

Ester la verdad es que es muy importante lo del inglés. A nosotros nos está limitando muchísimo, si tuviese un buen nivel se examinaría en USA de la selectividad y todo solucionado. Tú que estás empezando haz el esfuerzo, más que nada para que tenga más puertas abiertas en un futuro. Y con la socialización tranquila porque aunque los parques estén vacíos, a esas edades con la familia, los amigos de los padres y sus hijos, suelen tener suficiente. Más adelante ya te irá pidiendo alguna actividad que le apetezca o no...depende mucho de cada niño.

paloma dijo...

Gracias anónimo, me alegra que te guste.

paloma dijo...

Si Esther tienes todaaaa la razón. La mayoría de chavales que conocemos no terminan y empiezan la carrera, muchos se toman un año para viajar o aprender idiomas, otros comienzan una carrera y se cambian, etc...Efectivamente son muy jóvenes para saber qué es lo que quieren hacer con sus vidas.
Un besote.

paloma dijo...

Mare Verum ¡¡¡qué bonita y qué poco bien vista es la vocación de tu hija!!! Lo tiene claro desde pequeña. Pues nada, que estudie y se forme para ser una buena madre que es la carrera más difícil del mundo mundial.

paloma dijo...

Mayte me acordaba de ti cuando escribía esta entrada y siempre que te leo pienso que tú tienes el mismo trabajo o más que si fueras homeschooler. O sea estás viviendo lo peor del homeschooling y no estás disfrutando de las ventajas y gratificaciones. Pero como tú hay muchas madres, que se tienen que quedar cada día hasta las tantas ayudando a sus hijos en las tareas que han de presentar al día siguiente y encima con la desventaja de que trabajas bajo presión, con un currículo que no has elegido, teniendo que cumplir plazos muchas veces exagerados y absurdos...Mucho ánimo y ya nos iremos contando nuestros planes B ja,ja,ja...

paloma dijo...

Esther no tengo ni idea que es eso del IOC, lo voy a mirar ¿pero sirve solo para Barcelona?
Es verdad que con el título de Hich School para trabajar en multinacionales y grandes empresas será un grado más incluso, el problema lo tenemos para ir a la universidad. Que poderse se puede, pero dando vueltas y si no lo que le digo yo a los míos siempre queda el acceso para mayores de 25 años ja,ja,ja...pero claro eso a ellos les parece ya rondando la tercera edad. Un besote.

karla dijo...

Hola Paloma hace tiempo que no pasaba por tu blog, me hizo bien leer tu entrada, yo estoy en la etapa de preparatoria con la mayor, pero aún no hemos validado nada, me gusta ver que no soy la única en pensar que esto de los papeles no es tan necesario.
Las etapas las describes a la perfección jeje, aun sigo extrañando el colorido preescolar, mi casa está llena de adolescentes y pre adolescentes todos muy independientes incluso para estudiar pero con drama todo el dia, aveces siento que ya no soy tan necesaria en el homeschool, creo que ahora solo soy chofer y facilitadora de materiales, me gusta lo que hemos logrado educando en casa, mis hijos son maravillosos y como tu dices la gente a veces ve lo que hacen y piensan que yo hago la gran cosa pero en realidad siento que lo único que he hecho es NO LLEVARLOS A LA ESCUELA.
Me encanta la frase que escribiste de M. Raymond, cuando leí ese libro fue de los párrafos que marque :), solo cuando leo a las mamás veteranas de homeschool me siento comprendida, y sabes eso de la socialización también ha sido algo inquietante para mi pues mis hijos socializan pero creo que jamás lo harán de la manera en que los chicos escolarizados lo hacen, a veces siento que hay un mundo paralelo para los que hacemos homeschool incluso mis ánimos de socializar han ido disminuyendo un poco, será porque ya no tengo hijos pequeños o porque estoy envejeciendo :) y solo deseo escribir, leer, tomar café y pasar el mayor tiempo posible en silencio, el homeschool me cambió la vida en muchos sentidos y apenas estamos a punto de cumplir 9 años voy por al menos 8 más, bueno Dios te bendiga, saludos desde México.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...